Finaliza la liga 2018/19 para el cadete B del C.D. Reino de Aragón. Tras unos cuartos de final de infarto ante el mejor equipo con diferencia de la categoría. Una sola canasta ha dejado fuera de la final a cuatro a nuestras chicas que se han dejado la piel por ese objetivo y han batallado los ochenta minutos de eliminatoria. Emocionantes partidos, de infarto, que han obtenido el reconocimiento de nuestro rival y el aplauso de todos por el esfuerzo y el trabajo durante toda la campaña.

OBJETIVO: ASALTO AL PEÑAS CENTER

El objetivo estaba claro, para conseguir el pase a la final a cuatro había que “asaltar” el Peñas Center y sacar una victoria por tres o más puntos. No valía ninguna otra opción. Con ese objetivo en mente se estaba trabajando toda la semana y aunque la empresa se sabía complicada, para este grupo no hay reto que no se pueda afrontar con ganas e ilusión.

El partido de ida había dejado a las claras que el Peñas Verde es un grupo sólido y trabajado, con muchas fortalezas pero al que se le pudo dejar un cuarto en blanco y al que se le hizo ver que sin sudarlo no se iba a dar el brazo a torcer en la eliminatoria. Tocaba visitar la capital oscense y las ganas eran máximas.

PARTIDO DE PODER A PODER

La expedición del Reino llegaba a Huesca con las ilusiones intactas y con un buen número de aficionados para apoyar desde la grada. Es de agradecer que familias y simpatizantes incluso de otros equipos del club se desplazasen para animar al cadete B lo que deja claro que también se va haciendo club en este primer año como entidad.

Primeros compases de partido con ambos equipos enfrentados de tú a tú, jugando sin complejos y con ganas de victoria. Se veía que iba a ser un partido muy disputado y que posiblemente hasta los minutos finales no habría un claro ganador. Intercambios de canastas y empate a cuatro que minutos después se convertía en igualdad a siete puntos. Cada golpe de uno iba siendo respondido por el otro. Las locales aprovechaban su buen tiro exterior y su porcentaje elevado desde el tiro libre para cobrar una mínima ventaja al final del primer cuarto (13-11).

Más de lo mismo en el arranque del segundo cuarto con un empate a cuatro inicial que seguía manteniendo a Peñas con una ventaja que provisionalmente les valía para acceder a la final a cuatro. Las oscenses seguían aferrándose a sus tiros desde más allá de la línea de tres puntos y a su eficacia desde el tiro libre para evitar que las del Reino cobrasen ventaja y se marcharan en el marcador. Empate a 17 y partido intenso de poder a poder. Un tiro libre de Ángela en una acción de dos más uno y otro libre por parte de Lorente igualaban la eliminatoria (17-19) pero poco duraba y volvía la igualdad al marcador. Alternado iniciativas y empates se llegaba al 26 a 26 en que un triple una vez más de Peñas daba ventaja a las suyas y tras canastas en ambos lados llevaba el resultado al descanso con un 30 a 29 que confirmaba que había partido para rato.

A la vuelta de vestuarios las nuestras salieron un poco menos intensas y les costó reaccionar ante los embates de las locales que lograban un parcial de 4 a 0 que forzaba un tiempo muerto para poner algo de orden y fijar conceptos.  Iba a resultar efectivo ya que tras un tiro libre de Peñas iban a conseguir devolver el parcial endosando un 0 a 5 que ponía las tablas en el marcador parcial del cuarto. Un cuarto menos vistoso y productivo que aprovechaban las verdes para llegar al final del periodo con una ventaja de tres puntos (39-36) pero con las espadas aún en alto.

Empezaba el cuarto crucial con un tanteo parcial para el Reino de 1 a 4 que igualaba de nuevo el marcador (40-40) y ponía los corazones de todos los presentes en un puño. Peñas solo conseguía anotar desde el tiro libre y empezaba a acusar los nervios con acciones de ataque falladas que las nuestras intentaban aprovechar en contras más rápidas ya que el cansancio iba haciendo que se abrieran las defensas más que en el resto del partido. Ana y una muy guerrera María sumaban para el Reino poniendo el marcador en 40 a 44 y dejando al equipo virtualmente en la final a cuatro. Conseguía anotar Peñas por primera vez en juego para igualar la eliminatoria. Intercambio de canastas y 44 a 46 a falta de cuatro minutos y medio. Prórroga, victoria de uno u otro lado… todo podía pasar y los nervios se empezaban a juntar con el cansancio acumulado.

María encaraba el aro sin complejos y anotaba para el Reino dando de nuevo cuatro puntos de renta a las suyas (44 a 48) y poniendo al alcance de la mano la final pero se veía que no iba a ser un camino de rosas. Una falta llevaba a Peñas a la línea de tiros libres y anotaba uno de los dos tiros. Varios ataques y errores por ambos bandos dejaban claro el estado de nervios de ambos quintetos de donde salía beneficiado Peñas que conseguía anotar a duras penas poniendo el marcador en un agónico 47 a 48 a falta de 32 segundos con saque de fondo para las nuestras. Lamentablemente no fue posible sacar nada positivo con imprecisiones y errores que no moverían el marcador y dejarían a las del Reino con la amargura de una victoria insuficiente para poder disputar su primera final a cuatro de una liga en el año de la fundación del club. 

AMARGA VICTORIA 

Buscando las palabras que mejor definieran lo que se había vivido, estaba claro: amarga victoria. Las chicas se habían dejado todo en la pista en los ochenta minutos de los dos partidos. Lágrimas, caras de tristeza… pero el tiempo y el análisis pausado les hará ver todo lo que han conseguido en este primer año como equipo, como club.

En el balance de la liga se ha finalizado en tercer puesto en el grupo más duro de la categoría habiendo demostrado que con todos los equipos se ha competido y a los que han conseguido vencer al Reino se les ha vendido muy cara la derrota. En esta eliminatoria de cuartos de final de nuevo mala suerte. Si se puede hablar de mala suerte en el sorteo de grupos de liga, peor suerte en los cruces en que tras muchos resultados “de despacho” y por la incompatibilidad de jugar contra equipos del grupo de liga, nos tocaba enfrentarnos al mejor equipo de la categoría que solo había perdido un partido. Duro primer partido en Pompiliano donde se presentó candidatura seria a la final a cuatro. Derrota por dos puntos en un encuentro en que la baja eficacia anotadora penalizaba a las nuestras condenándolas a intentar ganar en Huesca, lo que estaba siendo un foro inexpugnable. Y las nuestras llegaron sin complejos, vieron y vencieron. Pero este deporte de la canasta es tan emocionante a base de ser a veces tan cruel también. Victoria por un solo punto insuficiente para pasar de ronda pero más que suficiente para ver que este grupo con su capacidad de trabajo y sacrificio, su compañerismo dentro y fuera de la pista, su implicación y su saber sufrir, está llamado a darnos muchas alegrías en el futuro.

Hay que felicitar y dar la enhorabuena al equipos C.B. Peñas Verde de Huesca porque han sido un rival muy duro, un equipo muy trabajado que ha sabido competir y llevarse la eliminatoria. También agradecer sus halagos al final del partido valorando a nuestro equipo y con muy buen ambiente entre las chicas de ambos equipos. Suerte en la final a cuatro a Peñas que ha demostrado méritos para ser candidato a alzarse con el trofeo de campeón de liga.

¿Y ahora qué? Eso nos preguntábamos todos en la comida que celebramos en Huesca. No tenemos Copa Primavera, no hay nada en el horizonte… ¿Hasta Octubre sin partidos oficiales? Se va a hacer eterno y habrá que buscar algo porque aún a principios de Mayo no parece que la planificación haya tenido en cuenta que podía darse esta circunstancia. 

Terminamos la crónica agradeciendo al club, entrenadores, familias y por supuesto a las chicas lo que nos han hecho disfrutar esta temporada con el equipo. En concreto nosotros los Basketistas que venimos de años nada fáciles hemos visto la luz, hemos disfrutado, nos hemos emocionado y sobre todo hemos vuelto a sonreír viendo buen baloncesto y mejor ambiente, hemos recuperado la ilusión. Así que sólo os podemos decir ¡¡GRACIAS!!

¡¡Vamos Reino!! 

Ficha técnica:

CB Peñas Huesca Verde 47 (13+17+9+8)
Reino de Aragón B 48 (11+18+7+12)
Anotadoras: Ángela (17); María (15); Ana (4); Lobato (4); Patricia (4); Raquel (2); Sofía (1); Lorente (1); Laura (0); Gracia (0) y Mercedes (0).